Mostrando entradas con la etiqueta Día Mundial de la Ecología y los Ecólogos. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Día Mundial de la Ecología y los Ecólogos. Mostrar todas las entradas

domingo, 1 de noviembre de 2020

Día Mundial de la Ecología. ¡La vida del planeta está en tus manos!

El 1ro de noviembre de cada año celebramos el Día Mundial de la Ecología y los Ecólogos, para recordar a todo el mundo la importancia de la relación que los seres humanos tenemos con nuestro medio ambiente, la preservación de las especies, los ecosistemas y la supervivencia misma del planeta que habitamos.

La ecología, los ecólogos y científicos del mundo nos han estado advirtiendo durante años de la necesidad que tenemos de frenar el deterioro de nuestro planeta, si queremos evitar nuestra propia extinción.

Cada especie animal o vegetal que habita en la Tierra tiene una función determinada para garantizar la existencia de los recursos, y el equilibrio que, como seres vivos, necesitamos para continuar habitando nuestro planeta.

Como lo explica muy bien David Attenborough en su maravilloso documental, que recomendamos ampliamente: “A Life on Our Planet” de Netflix. Somos responsables de las grandes catástrofes ambientales de la historia debido a nuestra forma de vida y, si actuamos ahora, aún estamos a tiempo de frenar los daños que nuestra huella ecológica ha ocasionado.

Debemos recuperar nuestros espacios naturales que, en este momento, solo ocupan el 35% del planeta, en los cuales las especies animales salvajes se han reducido a más de la mitad. Talamos más de 15 mil millones de árboles cada año. Al represar, contaminar y sobreexplotar nuestros ríos y lagos, hemos reducido las poblaciones animales que necesitan agua fresca en más de un 80%.

La mitad de la tierra fértil es ahora tierra de cultivo, hemos reemplazado diversidad de árboles por un solo tipo de árbol que nos beneficia económicamente, pero no lo hace a favor del equilibrio del planeta. El 70% de las aves de la Tierra son domesticadas, en su mayoría pollos y gallinas. El 60% de los animales son especies que criamos para comer, el resto desde ratones hasta ballenas, son solo el 4%. Así es como dejamos poco espacio para el resto del mundo viviente que necesitamos en el planeta.

No se trata solo de reciclar, debemos implementar esta y otras más importantes acciones para evitar catástrofes irreversibles que eliminen en apenas 20 ó 30 años a más especies, que calienten más la Tierra. Esto haría que los océanos se vuelvan más calientes y ácidos, por lo cual no podremos gozar de aire puro y no tendremos alimentos. En 60 años podríamos haber agotado para siempre nuestros suelos.

Según se estima, habrá 11.000 millones de personas en la Tierra para el año 2100. Es un crecimiento que los especialistas dicen debe ser reducido teniendo menos hijos, por ejemplo. Para ello, necesitamos educar y crear conciencia de lo que ese impacto poblacional significa para nuestro planeta, además de lograr que el ser humano tenga un estilo de vida mucho más ecológico.

Debemos usar la energía del sol, la eólica, la hidráulica y la geotérmica, con cuidado y respeto. Se trata de sustituir el combustible fósil por la energía renovable. Ya hay ejemplo de ello: Marruecos, posee la mayor granja solar del mundo en el límite del Sahara y cableada con el sur de Europa, que bien podría convertirlo en un lugar exportador de energía solar para el año 2050.

Necesitamos un océano libre de basura, sobreexplotación y saludable, para poder reducir el carbono atmosférico, lo que significaría una mayor cantidad de especies. Así, debemos tener zonas libres de pesca, que permitan la reproducción de las especies de peces e incrementen su presencia para la pesca en las zonas permitidas.  También hay ejemplos de ello: Palaos en el Pacifico lo hizo y sanó la reproducción de las especies, mejoró la pesca en zonas permitidas y sanó los arrecifes de coral. ¡Hermoso!

Necesitamos regenerar la tierra, reduciendo las zonas de tala y de cultivo, haciendo espacio para que regrese la vida silvestre, y la forma más rápida es cambiando nuestra alimentación. Debemos reducir nuestro consumo de carne porque por cada predador en la naturaleza debe haber al menos 100 animales de presa, lo que quiere decir que si comemos carne, estamos demandando una porción grande de espacio en nuestra Tierra. Si todos los seres humanos tuviéramos una dieta basada en plantas, necesitaríamos la mitad de la tierra que demandamos actualmente. Además, ya sabemos cómo hacer cultivos verticales para aprovechar mejor esos espacios.

Prosperaremos en nuestro planeta, si todo a nuestro alrededor también prospera.

En Infoguia queremos compartir muchos más años contigo en este maravilloso planeta, por eso te invitamos a leer y educar a quienes te acompañan en el Día Mundial de la Ecología.